Nada mejor que encontrar una luz mañanera tan puntual y angulada como un fresnel, y una persona vestidita entera de negro y con una bolsa mensaje incorporado. (ver ubicación)